Quejas por los recibos del agua en Bembibre.

El 2 de febrero de 2011 la Junta de Castilla y León puso en funcionamiento la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR), frente al polígono industrial, y asumió 27 meses del mantenimiento a prueba de la misma, correspondiendo al Ayuntamiento el coste de la corriente eléctrica, como estaba convenido.

Para repercutir este coste sobre los usuarios, el Partido Popular aprobó en el pleno de 3 de octubre de 2011 la creación de una tasa de depuración que fijó en el 24,07 % sobre la tarifa del agua que se venía pagando,  buscando hacer frente, por una parte, a los gastos que se generasen a partir de 1 de enero de 2012 y, por otra, buscando compensar lo que los usuarios no habían pagado desde la puesta en funcionamiento de la EDAR.

En dicha sesión, el portavoz del Partido Popular aclaró y consta en acta que 27 meses después, una vez cubierto el período retroactivo, la tasa se bajaría al 13,11 %.

Esos 27 meses se cumplieron el 30 de abril de 2013 y la tasa se ha mantenido sin modificación alguna, con lo cual, según las cuentas del PP, los vecinos de Bembibre estan pagando desde entonces una tasa que debería haber bajado casi la mitad y que no ha bajado en absoluto, lucrándose el Ayuntamiento, según el grupo socialista del Bembibre, con el consentimiento y la dejadez de Otero, con la diferencia.

Según las cuentas de los socialistas, desde febrero de 2011 a septiembre de 2013, el Ayuntamiento ha ingresado 166.143 € en concepto de tasa de depuración y, por contra, ha tenido unos gastos en electricidad de 129.472 €. Como el 9,96 % de estos gastos corresponderían a los Ayuntamientos de Torre y Castropodame (12.895 €), los gastos reales del Ayuntamiento de Bembibre han sido 116.577 €.

Esto significa que al día de hoy, por simple diferencia entre lo ingresado y lo gastado, Otero ha cobrado de más 49.566 € a los usuarios sin ningún tipo de justificación, y sigue ahí, escondiendo este dato, y a la vez presumiendo de que va a bajar los impuestos. Impuestos que antes ha subido desorbitadamente, sin ninguna necesidad, o como en este caso, sisando a los contribuyentes. Lo que nos faltaba.

El grupo socialista requiere a Otero para que cuanto antes convoque un pleno donde se modifique el importe de la citada tasa para ajustarla a los costes reales del servicio y que devuelva todo lo cobrado indebidamente. Ya está bien de palabras, promesas y mentiras. Vamos a los hechos y a comportarnos con los ciudadanos con el respeto que merecen.

Envíanos tus fotos, vídeos y noticias por WhatsApp

662 031 640 (Pincha desde el móvil)

¡Agréganos a tus contactos!

Síguenos en nuestras redes sociales

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies