4 octubre, 2022
Deportes

La Deportiva completó en Pucela una actuación destacada, obtuvo un merecido empate y aumenta así su moral

El cancerbero ex-blanquiazul Kepa Arrizabalaga se constituyó en un firme baluarte para los vallisoletanos.
De este modo, los castellanos interrumpen su racha orientada hacia los puestos de privilegio, aunque mantienen su marco imbatido en el conjunto de la disputa de sus cuatro últimos encuentros. Por su parte los bercianos, después de la mudanza en el banquillo, logran sumar un punto “a domicilio” y generan ciertas esperanzas de pronta mejoría.
Quizá los visitantes desaprovecharon alguna ocasión más que sus rivales, lo que no contradice ni un ápice la sensación de buenas prestaciones que evidenciaron a lo largo del choque (en líneas generales). De todas formas, la amenaza no ha cesado, en cuanto se hallan a solamente un punto de la primera plaza de descenso a la Categoría inferior.
Un insulso e inofensivo Real Valladolid igualó ante el cuadro ponferradino, al no mostrar apenas capacidad para elaborar opciones de peligro ante el portal foráneo. De hecho, durante todo el acto inicial, los blanquivioletas no inquietaron en absoluto al guardameta rumano Dinu (ya que no acertaron a dirigir la pelota entre los palos de la portería que defendían sus adversarios).
Tampoco los oponentes disfrutaron de oportunidades reseñables, a no ser cuando transcurría el minuto 41, al disparar el portugués Caiado y despejar el arquero vasco Arrizabalaga. El rechace lo recogió Álvaro Antón pero no fue capaz de devolver el balón con riesgo al marco de sus contrarios.
Tras el paso reparador por los vestuarios, los jugadores de Tomás Nistal intentaron conseguir un claro dominio del juego y el control del esférico. No obstante, sus oponentes también pugnaban con idéntico propósito.
En primer término sería el cordobés Berrocal quien no andaría lejos de desequilibrar la balanza. Y, en sentido opuesto y un par de minutos más tarde, el galo – reciente fichaje local de invierno – Rennella no llegó a empalmar un estupendo pase (y por escaso margen) de Del Moral.
Una vez que iba avanzando el decurso de la contienda los del Bierzo pasaban a patentizar una mayor profundidad sobre la retaguardia y los dominios de Kepa. Un remate excelente de Andy encontraría, como postrer recurso, la respuesta oportuna de Del Moral. Y, tras el inmediato saque de esquina forzado, el central andaluz Raíllo – integrado en el ataque – gozó de la mejor ocasión del global de la competencia: prácticamente en solitario y sin posible estorbo, cabeceó fuera y salió consiguientemente su remate desviado.
Y, completado seguidamente un limitado lapso temporal, nuevamente Raíllo conectaría un testerazo al cual reaccionó el joven meta Kepa con una magnífica parada y haciendo gala de sus considerables reflejos. Era el minuto 84 y el disparo se correspondió con el lanzamiento de un córner.
Los anfitriones, en los momentos próximos a la conclusión, semejaron tímidamente querer arreglar el luminoso con un tanto a base de coraje. Y así, el colombiano Mojica cruzó el cuero, en un “chute” cerca del área pequeña, resultando que su tiro no se saldó con éxito mas se dirigió a una distancia de pocos centímetros respecto al segundo palo.
En resumen, cabe apreciar la labor encomiable de los hombres preparados por Nistal, que en ningún caso se posicionaron por debajo del equipo dirigido por el técnico Miguel Ángel Portugal, que aún infunde serias dudas en torno a si alcanzará o no el anhelo de acceder finalmente a los “play off” de ascenso.
ALINEACIONES:
REAL VALLADOLID, C. F.:
K. Arrizabalaga; Javi Moyano, Marcelo Silva, Juanpe, Hermoso; Leäo, Tiba (min. 77, Borja), Del Moral (min. 71, Guzmán), Mojica; Rennella (min. 60, Roger) y Rodri.
S. D. PONFERRADINA:
Moldovan; Adán, Raíllo, Baró, Casado; Acorán, Andy, Melero (min. 89, Jonathan), Caiado; A. Antón (min. 60, Khomchenovskyy) y Berrocal (min. 82, W. Jebor).
GOLES: No hubo.
ÁRBITRO:
El Sr. Eiriz Mata, del Comité gallego. Enseñó tarjetas amarillas a Rodri, por los de la capital castellano y leonesa; y a Álvaro Antón, del combinado visitante.
INCIDENCIAS:
Partido correspondiente a la 24ª Jornada de la Liga Adelante, cuyo escenario fue el Estadio “Nuevo José Zorrilla” de Valladolid. En los graderíos se contabilizaron unos 8.305 espectadores, conforme al recuento oficial. En los prolegómenos del enfrentamiento deportivo el conocido baloncestista Quino Salvo, componente en su época del C. B. Valladolid, recibió el apoyo generalizado de los aficionados en acto de solidaridad con todos los enfermos de cáncer.

¿Acabas de presenciar un accidente o similar? Envíanos tus fotos, vídeos y noticias por WhatsApp

623 11 88 11 (Pincha desde el móvil)

¡Agréganos a tus contactos!

Síguenos en nuestras redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.