Última Hora

La Deportiva resultó ser netamente inferior a sus rivales tradicionales leoneses

Se aguardaba, después de varias temporadas de no coincidencia, con impaciencia este choque que testimonia “la máxima confrontación deportiva y disputa, en el ámbito del fútbol provincial”.

Ponfe Cultu-5

Nuevamente se encontraban, por tanto, dos equipos que aspiran a situarse en la zona noble de la Clasificación aunque, a juzgar por lo presenciado, los bercianos se hallan aún lejos de mostrar una impresión que corrobore tal pretensión.

Los capitalinos evidenciaron una superioridad notable en casi todos los aspectos y fases del encuentro.

Los cinco minutos iniciales todavía no permitían ni imaginar los derroteros que tomaría la contienda. Pero, con el transcurso del tiempo, la partida se iba decantando claramente a favor de los foráneos. Mas la oportunidad que abría la serie correspondió a los blanquiazules: el zaguero César Morgado, sin embargo, estuvo atento y despejó con acierto (minuto 9). A partir de entonces, la línea medular culturalista – capitaneada por Mario Ortiz – se impuso y no facilitaba prácticamente, además, ningún intento de ataque ponferradino.

En el minuto 13 el que tentó su suerte fue Julen Colinas. Disparó contra el portal de los locales y el cuero impactó en el lateral de la red del marco defendido por el rumano Dinu.

Ponfe Cultu-1

En el minuto 23, una vez constatada la mayor peligrosidad del bando “blanco”, se inauguró el tanteador merced a una rápida incursión del bigoleador Gallar. Sin duda, este se convertiría finalmente en uno de los más destacados del encuentro. Ganaría, por velocidad, a toda la retaguardia de los anfitriones y batería al cancerbero de sus contrincantes. De todos los modos, ello sería consecuencia de un rebote en un principio (del que se benefició ante la imposibilidad de Dinu Moldovan de detener la pelota).

Los adversarios del Bierzo procuraban contrarrestar el dominio y control de los leoneses, con escaso éxito y basado en la ejecución de unos contragolpes precarios.

En el minuto 28 el mencionado cancerbero hubo de emplearse, con una buena intervención, para conjurar un riesgo cierto para su marco.

La reacción de los jugadores de Manolo Herrero se demostró tímida y no relevante. En torno al minuto 38, únicamente cabe subrayar la estupenda disposición y manejo del balón de Sergio Cidoncha (creando y completando algunas combinaciones destacadas). El faberense Adán Gurdiel se sumó a este objetivo solamente de forma esporádica y no significativa.

Se llegaba, en definitiva, al descanso con una sensación de mejor ocupación del terreno de juego y mayor organización técnica y táctica del cuadro “cazurro”.

La continuación se transformó en un “calco” de lo observado anteriormente, en lo que atañe a preponderancia de los criterios plasmados por los visitantes.

En el minuto 53, otra vez, Gallar dio todo un ejemplo de capacidad de desmarque y desborde. Espectacular y cómodamente, se deshizo de su par en un “uno contra uno”, se marchó de su marcaje y se plantó cara al guardameta Olmedo. Lo sobrepasó por bajo e introdujo el esférico en el fondo de las mallas. Semejaba, excepto rectificación mayúscula, que el triunfo se inclinaría para las huestes de Rubén de la Barrera.

Ponfe Cultu-2

Poco después, cuando se transitaba por el minuto 57, el defensor y lateral sevillano Abel Moreno se interpuso en la penetración (en el interior del área) del centrocampista Julen Colinas. El derribo subsiguiente de este fue sancionado con la “pena máxima”. La ejecutó convenientemente el delantero barcelonés Benja, orientándola hacia el palo izquierdo de la portería adversaria.

Ahora sí que estaba “todo el pescao vendido” (conforme se da a entender con esta expresión popular). A mayores, en el minuto 64 el defensa central Forniés pudo establecer una goleada de escándalo pero falló una opción óptima.

El intervalo que restaba por delante se constituyó en una muestra de buena voluntad de los perdedores, a pesar de que no originaban apenas oportunidades para cambiar algo en el electrónico. Casi exclusivamente lo reseñable se contiene en la consecución de la diana “del honor” por el mediocentro veterano “de contención” Jonathan Ruiz (min. 76). Ello fue producto de una elaboración del mentado Abel Moreno, que se desembarazó de su correspondiente Nacho Forniés. La colocó “a ras de suelo” al primer palo y con el fin de que la materializara un efectivo que arribara desde la segunda línea. Y ahí se ubicaba el astigitano Jonathan Ruiz, que remachó.

Dicha variación insufló cierta moral en el once deportivista. Se sucedió, en consecuencia, un período en el que parecía que “se cambiaban las tornas”. Y, según se aproximaba el postrer lapso temporal, el juego se volvía anodino, insulso y, de tanto en tanto, se accedía al área de la Cultural a base de “arreones” sin demasiado sentido.

En el minuto 84 un centro – en una ofensiva blanquiazul – se desvió al tocar en Yeray, de tal guisa que exigió una parada satisfactoria del arquero Leandro.

En conclusión, la Cultural ha debutado con fuerza y ambición en este Campeonato: acumula 4 puntos tras las dos jornadas celebradas. En cambio, por su lado, la Deportiva está generando excesivas dudas: probablemente se instale en la posición de “farolillo rojo”, y las alarmas respecto a lo actuado no se deben lanzar hasta que se compruebe lo que acontece: tal vez se trata simplemente de unas “dificultades de adaptación” transitorias.

Ponfe Cultu-7

ALINEACIONES”

  1. D. PONFERRADINA:

Dinu (min. 46, Olmedo); Adán, Gonzalo, Xisco, Abel Moreno; Menudo (min. 46, Pastrana), Jonathan; Chavero (min. 55, Rayco), H. Figueroa, Cidoncha; y Juanto.

CULTURAL y DEPORTIVA LEONESA:

Leandro; Ángel, Forniés, Iván González, César Morgado; Gianni; Julen Colinas (min. 77, Antonio Martínez), Yeray González, Benja (min. 65, Moreno), Mario Ortiz Y Gallar (min. 88, Touré).

GOLES: 0-1 (Gallar, 23′), 0-2 (Gallar, 53′), 0-3 (Benja, de p., 57′), 1-3 (J. Ruiz, 76′).

ÁRBITRO:

El Sr. Iglesias Villanueva, del Comité gallego. Su actuación se puede estimar regular. Amonestó con sendas tarjetas amarillas a Chavero y Abel Moreno, respectivamente en el bando local; y a Gallar, por el de sus oponentes.

INCIDENCIAS:

Partido de la Jornada 2ª del Grupo I de la Segunda División B, cuyo escenario “de gala” fue el Estadio municipal “El Toralín”, de Ponferrada. Al mismo acudieron unos 5.468 entusiastas y animosos espectadores, de los cuales unos 300 procedentes de la capital del Antiguo Reino. Algunos de los aficionados de la Deportiva, minorotariamente, abandonarían anticipadamente las gradas en señal de desaprobación.

En los prolegómenos del derbi provincial la haltera de Camponaraya y campeona olímpica de Londres, Lydia Valentín, recibió la medalla de oro del club ponferradino siéndole proporcionada una gran y sonora ovación. Efectuó el saque de honor, ante la complacencia y la admiración general.

Marcelino B. Taboada

¿Acabas de presenciar un accidente o similar? Envíanos tus fotos, vídeos y noticias por WhatsApp

623 11 88 11 (Pincha desde el móvil)

¡Agréganos a tus contactos!

Síguenos en nuestras redes sociales

4 comentarios

  1. David L Alvarez

    Que hace alvaro Antón ahí??no tiene equipo??no les valía tampoco???…

  2. Manuel Gil Varela

    Aqui no falta nadie. Pero sobran muchos. De no tener nada a tenerlo todo. Y no digo mas

  3. Oliver Oviedo

    como tengan ese espiritu pa subir a seguna lo llevan jodido… haber si en vez de subir bajan a tercera division

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies