Absuelto de todos los delitos el encarcelado por la falsa acusación de Vanesa, la mentirosa del “pegamento en la vagina”

Era el 18 de octubre de 2016 cuando, en declaraciones a Radio Bierzo Cadena Ser, la abogada Emilia Esteban soltaba la bomba: defendía a una mujer, Vanesa de 26 años y natural de Fabero, quien supuestamente había sido secuestrada por su ex novio y trasladada a San Román de Bembibre, donde, según afirmaba la abogada, la agredieron llegando incluso a pegarle pegamento en la vagina.

Llegada de Vanesa a un registro en su domicilio en Fabero

Poco tiempo después la noticia ya estaba a nivel nacional y todos los telediarios y medios nacionales hacían “carnaza” de la noticia, como no, ignorando la presunción de inocencia. Todos salvo NOTICIAS BIERZO (ver aquí), quien simplemente se limitó a contar lo que decía la abogada y a buscar la otra versión, donde relataban el sufrimiento vivido por el denunciado debido a multitud de denuncias falsas recibidas: una por delito de violencia habitual por razón de género, cuatro denuncias por maltrato en el ámbito familiar y otra por un supuesto delito leve de lesiones. Esta última denuncia era por detención ilegal y quebrantamiento de condena, ya que por las denuncias previas tenía una orden de alejamiento. Solo por buscar las dos versiones llegaron a amenazarnos y a insultarnos gravemente.

Debido a estas denuncias, asociaciones feministas convocaron una manifestación a favor de ella en Bembibre, pero curiosamente, cuando salió la noticia de la detención de ella, desconvocaron la manifestación, pero ni rastro de apoyo de ningún tipo hacia el.

I.R.G., hoy con 38 años, llegó a estar en la cárcel por esas denuncias falsas hasta que el 26 de octubre de 2016 salía la noticia: “Detenida la mujer de Fabero quien denunció al joven de Bembibre por vejaciones”. (Ver aquí)

Días más tarde, Vanesa fue puesta en libertad a la espera del juicio (ver aquí). Pasado el tiempo, el día 26 de junio de 2018 ella y su madre afirmaban en el muro de Facebook de Radio Bierzo que no se arrepentían de nada, llegando a insultar al falso acusado: la madre afirmaba que su hija estaba “muy tranquila y feliz y no se arrepiente de nada que te quede muy claro” A continuación, sale Vanesa afirmando que está tranquila porque “más daño del que me hizo el puto chicle del bierzo nadie puede” para a continuación pedirle a su madre que “no entre más al trapo”, pero no fue así, ya que a continuación dice: “que sigan echándole perlas al cerdo”.

La conversación sigue y en un momento dado, Vanesa afirma que “casi lo lincho en el juzgado, pero no fui a ponerle una denuncia aquel día, fui a otra cosa”. (Ver la noticia aquí).

Ahora, el juzgado de Ponferrada número 5, que llevaba el caso de la acusación hacia el falso denunciado, ha sido claro: absuelto de todos los delitos. Además, en la sentencia, dictamina que se investigue a Vanesa G.G. por la posible comisión de un delito de denuncia falsa y delito de falso testimonio. Al parecer, la defensa de Vanesa pretende recurrir esta sentencia.

El ministerio fiscal pide la libre absolución del denunciado “por no estar probada la comisión de ilícito alguno”.

RELACIONADO:

La berciana «del pegamento en la vagina» que simuló un secuestro podría estar 11 años y 8 meses en la cárcel

 

¿Acabas de presenciar un accidente o similar? Envíanos tus fotos, vídeos y noticias por WhatsApp

662 031 640 (Pincha desde el móvil)

¡Agréganos a tus contactos!

Síguenos en nuestras redes sociales

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies